sábado, 16 de junio de 2012

Pawlenty se unió a la gira de Romney en Milford, NH

ABC News:
Pawlenty's name has been frequently mentioned as a possible vice presidential running mate for Romney this fall. It's a position that Pawlenty has repeatedly said he doesn't want, but his presence here on day one of Romney's five-day bus tour of six key battleground states is unlikely to quiet that buzz.

The ex-governor introduced Romney on stop two of his tour, an ice cream social that drew several hundreds of supporters to quaint town square in this southern New Hampshire town.

Pawlenty, his voice a touch ragged, took the stage to introduce Romney and immediately tore into President Obama, saying his "teleprompter speeches" don't do anything to help the economy. He said Obama's election slogan could be summed up as "it could be worse."

"We've had enough of him flapping his jaw," Pawlenty said of Obama. "We need somebody who's actually going to do the job and get results, and that's Mitt Romney."

2 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Como veis la decisión de Obama de paralizar las deportaciones de jóvenes indocumentados? Los medios demócratas y los españoles (vaya novedad) señalan que Obama asegura así el voto hispano. Pero yo no veo tan claro que le pueda salir bien la jugada.

Asumiendo que repita los buenos resultados entre hispanos de 2008 (e incluso entonces hubo una alta abstención) eso le permitiría conservar Nevada, Colorado y Nuevo México (aunque este último no está en juego este año). Pero puede alienarle más aun de los votantes blancos, especialmente los de clase trabajadora. Ohio caería del lado republicano y Pennsilvania, Michigan y Wisconsin peligrarían.

Un saludo:
Cornelio Sila

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Puede servirle para movilizar parte del voto hispano (el que sólo piensa en inmigraicón, que hay otra parte que piensa en otras cosas también) que de otro modo tal vez no encuentre razones para ir a votar. Pero eso al final depende de si esto se convierte o no en un tema central de la campaña porque también lo ha hecho para cambiar la conversación de campaña hacia temas sociales, y alejarlo de la economía. Pero si la economía vuelve a situarse en primera línea, que es lo que termina haciendo siempre (ya pasó después de lo del matrimonio gay), el impacto puede ser menor. Al fin y alc abo, es un gesto dirigido a un sector que ya tiene ganado: el de aquellos hispanos para los que solo existe un tema, la inmigración.

En sitios como Colorado y Nevada puede serle útil para evitar que muchos de esos votantes se queden enc asa el día de als elecciones. Pero en estados blancos como Iowa, New Hampshire, Wisconsin, puede salirle muy caro. Y en general en el Medio oeste, en Ohio, Pennsylvania, puede causarle problemas con los blancos pobres.

También dicen que lo ha podido hacer para anticiparse a la posibles elección de Marco Rubio como running-mate de Romney y la posible presentación de un plan migratorio más light por parte de Romney-Rubio, con Rubio como abanderado. Si la idea era esa, como maniobra defensiva se puede entender, aunque asume muchos riesgos.

Lo que sí parece claro es que Obama está orientando su campaña más a movilizar a sus bases y a las minorías, que a molestarse en recuperar voto blanco moderado.